martes, 10 de noviembre de 2009

EXPLICAR LA NAVIDAD


En nuestra calle ya han puesto las luces navideñas... ya! hace casi tres semanas que están puestas... y aún falta más de un mes para que empiece la Navidad. No es que no me gusten, no , al contrario, aun a pesar de las voces que se alzan en contra de ese gasto superfluo, a mi me provocan alegría y buen humor.

Siempre me gustó la Navidad. Bueno, en realidad me gustaba lo que la rodeaba: estar toda la familia reunida, recibir miles de regalos que muy bien no sabes de dónde aparecen, colores chillones por todas partes sin que nadie se escandalice, chocolate a todas horas sin que te riñan por comértelo... en fin, en mi infancia la Navidad era sinónimo de alegría y buen humor.

Ahora la cosa cambia. Es cierto que disfruto muchísimo el día de Navidad cuando mis hijos se levantan a ver qué les ha traído Santa (así le llaman, ya ni por el nombre completo...). En mi casa, de pequeña, Santa no existía. Como mucho, era un personaje gordo y rojo que formaba parte de los anuncios de Coca-Cola. Antes venían los Reyes. Los Reyes Magos, ¡que mira que tardaba el trío ese! hasta finales de fiesta, cuando todo se acababa, no podías acariciar los ansiados juguetes. Y digo acariciar porque te quedaba justito un día de vacaciones para volver al cole. Y de ahí a tener ratos de juego.... En fin, nos conformábamos, no había otra.

Ahora es diferente. Viene Santa y pasan Los Reyes para dejar "un detallito" que se convierte en un agujero de mi bolsillo.... Soy yo la que cocina, soy yo la que invita, la que moviliza la familia para ir de un sitio a otro, la que compra detalles para todos... uf! que época tan cansina....

Pero lo peor llega cuando tengo que explicar a mi hija qué es la Navidad. Yo no creo en Dios. Ni en el católico ni en sus múltiples variedades dispersas por el mundo. Y eso me complica mucho la vida. Por explicar qué es la Navidad, digo. ¿Cómo demonios le digo sin creerlo que una señora llamada María se fue a un establo a parir al hijo de Dios? Ese Dios que se supone que es buenísimo pero que ni hace fiesta el día del parto de su hijo? Work alcoholic perhaps?
Buf.... no se cómo enfocarlo. Si no creo no debería celebrar nada. Pero me gusta la fiesta. Me gusta el rojo en las casas. Me gusta comer turrones con la familia. Me gusta ver las caritas frías de mis hijos abriendo regalos a horas intempestivas de la madrugada... Me gusta seguir la cabalgata de Mataró, me gusta comer cosas ricas.... ¿Falsa? tal vez, pero como la mayoría de la ciudadanía de este país....

1 comentario:

Blogger dijo...

Which is better Pepsi or Coca-Cola?
PARTICIPATE IN THE POLL and you could win a prepaid VISA gift card!

SE ACABÓ!

Quieres más? pues hala! busca entraditas a la derecha...