miércoles, 7 de octubre de 2009

SENTIRSE GUAPA POR DENTRO


Hice una locura, controlada (¿existen las locuras controladas?) pero la hice. Me compré un buen surtido de ropa interior de una marca hasta entonces prohibitiva para mi: Lisa Charmel. Siempre me gustó. Cuando paso por el escaparate de una lenceria próxima a mi casa, lo miro envelesada. Amo la ropa interior. Me hace sentir bella. Es un sentimiento creo que mayoritariamente femenino. Y asombroso. Sin que nadie más que tu, o como mucho, tu novio, marido, rollito o ligue del dia en el mejor de los casos, lo vea, la ropa interior bonita, a mi parecer, te hace sentir bien. Muy bien. Y si te sienta como un guante, mejor.

Las grandes marcas son caras. Muy caras. Te preguntas por qué. En realidad, desde mi experiencia formativa, el patronaje, un buen patronaje es complicadisimo. Y eso es lo que tienen las grandes marcas: un patronaje que acaricia tu cuerpo, esconde las cicatrices que la vida ha ido dejando en tu piel , y te transforma en chica de portada. No importa si estás gorda o blanca o .... la lenceria bonita te hace bonita a ti.

Llevaba dias esperando el pedido. Cuando me pasaron el cargo en mi visa (todo y que hay que decir que no soy tan loca, compré de outlet) me dolió el estómago. Me arrepentí y me autocastigué con pensamientos de que soy una derrochadora y todo eso. Pero cuando ayer, empecé cuidadosamente a abrir una a una las cajitas, a tocar esos tejidos tan suaves y cuando finalmente enfundé mi cuerpo desnudo en ellos, me sentí otra mujer. Guapa. Muy guapa. Y no, no tengo un cuerpo perfecto. Pero no importaba, yo me sentía así. Y eso es lo importante. Sentirse bien por dentro (por todos los interiores, intelectuales y físicos) y reflejarlo por fuera...

Bienvenido el gasto de la visa.... pienso disfrutar hasta el último bordado....

2 comentarios:

Metafrastida dijo...

¡Qué suerte! ¡Qué envidia! Algún día lo haré yo también, lo necesito más que nunca (fui madre hace 8 meses y me veo un poco... mal).

kira permanyer dijo...

metafrastida, bienvenida!
No desesperes, yo tengo dos hijos, dos cesareas que marcan mi cuerpo, el pequeño dejó secuelas en mi barriga, pero no importa. Sientete bella por dentro, y poco a poco te sentirás bella por fuera. Ánimo, todo vuelve a su sitio!
Un abrazo

SE ACABÓ!

Quieres más? pues hala! busca entraditas a la derecha...