lunes, 8 de octubre de 2012

ARNIDOL, Curando golpes y lagrimas

Pues no soy yo muy dada a esto de recomendar productos.  Cuando mis peques eran más pequeños y en la farmacia me ponían la alfombra roja cada vez que veian mi cara en la puerta, del gran gasto que se hace los dos primeros años de un bebé, me invadían de mil consejos para cualquier cosa que tuvieran: que si los mocos, que si la piel irritada del culito, que si lagañas en los ojos, que si no hace caquitas, que si hace demasiadas...
Lo que me molestaba siempre eran los extremos: o las perroflautas que todo lo curan con homeopatia incluídas las neumonias, o las defensoras de la medicina tradicional a ultranza, que el peque estornuda y le plantan antibiótico sin prescripción médica sólo para prevenir...
Yo he intentado siempre aplicar el sentido común a los problemas de salud de mis hijos. Y no es tarea fácil ,eso es cierto. Cuando interviene la parte emocional, de madre, es dificil ser imparcial en el posible diagnostico. Ese llanto prolongado por un corte, por malestar, o por un golpe inoportuno distrae nuestro cerebro para poder ser lo más neutras posible.
La primera intención es agarrarlos cual prehistorico y llevarlos al vuelo al hospital más cercano. Y por desgracia, a mi me ha tocado estar con la mayor en un par de ocasiones en una habitación de hospital unos dias... pero eso es agua pasada.
Cuando me recomendaron la barrita Arnidol para aliviar los golpes de los peques no le presté demasiada atención. Mis hijos son especialistas en "encontrarse" con muebles, piedras, escaleras... pero siempre aplicando frío o agua salvábamos el momento. Aunque cierto es que a veces el momento se alargaba eternamente mezclándose con mocos y miradas inquisidoras de madres como acusándote de no estar por lo que tienes que estar... en fin.
El otro día, un viernes porque si no por las tardes no puedo nunca, llevé a mis peques al parque a la salida del cole. Tremendo tortazo se pegó el pequeño con una rama que había en el suelo.¡Ostias! pensé, para una vez que venimos y accidente al canto... Marta,(gracias Marta....) la mamá de un amiguito de mi peque, cual Mary Poppins cogió su bolso, agarró un stick lila y con mucho amor (eso si porque si lo hace sin más mi peque le endosa una patada que no lo cuenta...) le frotó el golpetazo con Arnidol. Él se dejó hacer. No es que le quitara el dolor, no pero la mente es poderosa:
1. No era su mami. Habia que aguantar como un campeón para no quedar mal...
2. No escocía!. ¡Bien! es requisito indispensable en los enanos para dejarse poner
3. En un momento dado, Marta, para ganárselo le dejó hacer a él. Mi peque encantado claro, se sentia grande frotando el stick en su herida de campeón.... y yo también pues si hubiese sido un tubo de crema Marta me habría pasado la factura... con lo que le gusta a él apretar la pasta de dientes! no queda ni un gramo!
4. Al dia siguiente sólo lo tenia un poco rojito, nada morado.
5. Marta me lo regaló, asi que más tarde volvimos a aplicarlo en casa, un poco más calmados ya.
Cuando miré la composición, conocia bien los dos componentes: 
Árnica. Yo la utilizo en "bolitas" homeopaticas. No sabia que estaba en gel. El árnica se suele utilizar para aliviar el dolor después de golpes y luxaciones y evita en gran medida la aparición de morados.
Harpagofito, las mamis perroflautas me habian dicho mil veces que tenia propiedades  antiinflamatorias y analgésicas en caso de golpes, pero la verdad con ese nombre...
En fin, que un poco en contra de mis principios de recomendar nada, y sobretodo volviendo a mi etapa  de bloguera de mami total, os recomiendo ARNIDOL, No es mágico, claro, si a tu hijo se le abre la cabeza, mejor te vas al hospital, pero si son golpes cotidianos, si lo que necesitan además son mimos que les da mami mágica, vale la pena llevarlo en el bolso. 
¿Vosotros/as lo conocíais?

9 comentarios:

Irene dijo...

Siento decirte que si que lo conozco, desde que la mayor con dos años se dio un buen golpe en la frente y nos lo recomendaron en la farmacia. De hecho llevo varios tubos, uno en el bolso, otro en el bolso de la silleta... y la verdad que viene estupendo... en casa lo llamamos el "curapupas" y es magico!!!

kira permanyer dijo...

Perfecto si lo conoces. Curapupas! que gracioso! la verdad es que tengo yo que bautizarlo...jejejeje
la cosa me gusta porque no es pringosa. Practico si me parece.

Anónimo dijo...

Pues lo conozco y lo uso. Siempre en mi bolso, como tu amiga.. Gracias por compartirlo!

Jpmerch dijo...

A mi m'aplicaven remeis més naturals, una moneda de vint-i-cinc pessetes amb un mocador fent pressió sobre la zona del cop. De vegades em deixaven quedar-me amb la moneda, i això m'acabava de curar.

joan gasull dijo...

doncs jo no el conec....tot i tenir mainada per casa

òscar dijo...

mobles, pedres, escales i branques són a la vida diària dels nens, el que arbeloa, pepe, ramos i marcelo són als jugadors del barça en un clàssic.

brometa xorra: m'he de treure del cap el partit d'ahir ja :)



kira permanyer dijo...

ANÓNIMO: Lo que veo es que la rara soy yo! jajajaja gracias por pasarte por aqui.
JPMERCH. Lo de la moneda es molt català, el mal amb diners no es tan mal... ;-)
JOAN GASULL. Doncs posa't al dia! jajaja va be, va be.
OSCAR. Normal, el partit era més que un partit.. .llàstima dels últims minuts no tan aprofitats per part nostra.. per cert, al Ronaldo li aniria be l'Arnidol per el hombro? ;-)

Mirashka dijo...

jo en porto sempre un al meu bolsomarypoppins, és màgic! i si els hi deixes posar a ells no vegis! com diuen les modernes, és un must!

kira permanyer dijo...

MIRASHKA. Els bolsos de les mamis son màgics! jo trobo de tot... el pitjor es quan busco algun boli en una reunió: sorten cotxets, carmels, galetes xafades...:-)

SE ACABÓ!

Quieres más? pues hala! busca entraditas a la derecha...